Branding para startups: Emergiendo con estilos

Construir una identidad de marca fuerte es el secreto del éxito para muchas empresas, y aún lo es más para las que están emergiendo y quieren hacerlo con estilo. Es por ello que el branding para startups se ha constituido como un elemento primordial para el lanzamiento de nuevos negocios.

Ejemplos como el de Glovo demuestran que un branding estratégico y bien trabajado hace que una nueva empresa se posicione eficazmente dentro del mercado. No solo así se atraen clientes, sino también los tan deseados inversores.

Cuando una startup dispone de un branding coherente, transmite autoridad y seguridad, justo lo que necesita para ser vista como un gigante y no como un recién llegado.

“La marca añade espíritu y alma a lo que de otro modo sería una propuesta precio-valor robótica, automatizada y genérica”.
— David Aaker

David Aaker
David Aaker

¿Por qué es importante el branding para las startups?

El branding marca la diferencia para las startups. Estas no dejan de ser empresas emergentes que requieren de una imagen sólida que les permita destacar en un mercado saturado y en el que deben competir con corporaciones que cuentan con un largo recorrido.

Emerger como empresa gracias al branding para startups

¿Cómo lograr ser diferente y reconocible en un contexto aparentemente tan hostil y en el que no hay hueco para los recién llegados? Con una visión estratégica y un plan de acción que lo abarque todo y que empieza con el branding, entendiendo que sienta los cimientos de la marca para que esta logre transmitir su valor.

Esto es especialmente importante en un mundo en el que los consumidores (y también los inversores) buscan empresas con “alma”. No es suficiente con un producto o servicio de calidad, pues eso se da por sentado. En la actualidad destacan las marcas que aportan algo más, que hacen valer lo que ofrecen y que se ganan la confianza de su público.

Muchas agencias de branding o profesionales del sector se han especializado en startups. Si lo han hecho es porque reconocen que una empresa emergente no parte del mismo lugar, ni avanza hacia la misma meta, que una empresa ya asentada.

 

Diferencias entre el branding para startups y para empresas ya consolidadas

El branding para startups empieza a trabajarse desde el minuto cero, cuando la empresa es solo una idea en la mente de sus fundadores. En corporaciones ya establecidas, especialmente las que se crearon hace años sin una base estratégica, el branding como tal se define a posteriori, cuando ya hay un recorrido previo.

Por lo tanto, en el contexto startup el proceso del branding es más consciente y consistente, entendiendo que cada decisión que se tome influye en la creación de la marca. Sin embargo, en empresas asentadas, muchas veces la construcción de la marca se ha realizado sin una estrategia clara detrás.

Además, el punto de partida es totalmente diferente, pues una startup busca darse a conocer, mientras que una empresa consolidada ya dispone de una cuota de mercado y de un público que sabe de ella.

Igualmente importante es mencionar que una startup, por lo general, cuenta con menos medios para invertir en el branding. En muchas ocasiones ni siquiera ha empezado a facturar por sí misma y depende de inversiones o préstamos, por lo que su presupuesto es más ajustado y debe repartirse entre varios departamentos (por ejemplo, desarrollo del producto, recursos humanos, etc.). En cambio, una empresa con recorrido dispone de capital propio y también de más tiempo y experiencia, factores fundamentales y muy apreciados a la hora de diseñar el branding.

Diferencias entre el branding para startups y para empresas ya consolidadas
Diferencias entre el branding para startups y para empresas ya consolidadas

Glovo: ejemplo de cómo un buen branding para startups potencia su éxito

Glovo se ha posicionado como la empresa de entrega por excelencia. A través de ella puedes pedir casi cualquier cosa y recibirla de manera inmediata, diferenciándose de competidores como Uber, que solo ofrecen delivery de restaurantes. Su inserción en el mercado ha sido igual de rápida y eficiente que sus riders, siendo capaces incluso de sortear grandes crisis corporativas.

El branding de Glovo como startup se ha focalizado en transmitir esa idea de eficiencia, que queda reflejada en la experiencia del cliente y también en su expansión. En pocos años han llegado a varias ciudades europeas y han conquistado el territorio español.

Pero el recorrido no ha sido veloz y por ello inconsciente, sino que ha habido grandes dosis de estrategia, la cual se sustenta sobre tres pilares:

  • Público objetivo: Glovo está pensada para los millennials, por lo que primero se afianzaron en ciudades de más de medio millón de habitantes y con una alta presencia de gente joven (Barcelona, Madrid, Valencia…). Es decir, buscaron y encontraron a su buyer persona y compartieron con ella una propuesta de valor afín a sus intereses y comportamientos, caracterizada por la personalización, la velocidad y la digitalización de su servicio (su claim es “darle a todo el mundo un acceso fácil a lo que necesita en su ciudad”).

 

  • Experiencia del cliente: no solo una persona puede pedir cualquier cosa y recibirlo en tiempo récord, sino que puede seguir su envío, hacer el pago o valorar a los riders desde la propia app.

 

 

Glovo, en consecuencia, es un gran ejemplo de un branding exitoso que se ha definido desde el comienzo, poniendo siempre al consumidor en el centro.

Consejos de branding para startups

El branding para startups es similar al que se trabajaría para una empresa “normal”. No obstante, es fundamental considerar ese carácter emergente y la necesidad de no solo transmitir una imagen de marca, sino de crearla desde cero y darla a conocer.

Por ello, en este apartado no vamos a limitarnos a enumerar los elementos del branding, pues ya tenemos contenidos específicos sobre ellos, sino a dar algunas recomendaciones para startups que se encuentran en proceso de establecer su branding.

1. Entiende a tu público objetivo

Entendiendo que, además, no es solo uno.

La conexión con el buyer persona es clave para el branding de las startups. Hemos visto cómo Glovo ha diseñado su servicio pensando en las necesidades de sus clientes y ofreciéndoles rapidez y eficiencia a todos los niveles. Con su audiencia comparten valores y un mismo modo de ver la vida, por eso se presentan como una marca joven, cercana, ágil e inmediata.

No obstante, en una startup hay otro público al que también hay que hablar y que no es el cliente: los inversores. A estos no se les ofrece el producto/servicio en sí, sino la promesa de que la empresa es rentable y que su crecimiento traerá grandes éxitos. Las startups deben proyectar una imagen sólida y coherente, y eso se consigue en gran medida gracias al branding.

 

2. El branding para startups es mucho más que un logo

El branding constituye un universo. No solo sirve con un logo, sino que este es otro elemento más al que se asocia todo lo que significa la marca.

La elección de los colores, de la tipografía o del tono de voz deben transmitir el valor, y los valores, de la marca. Entender que todos los elementos deben unificarse y que son interdependientes es crucial para una empresa en pleno lanzamiento. Sin ser conocida y con cada elemento dando un mensaje, su reconocimiento será nulo.

El branding para startups es mucho más que un logo
El branding para startups es mucho más que un logo

3. El storytelling como herramienta de conexión

La narrativa es una estrategia primordial para cualquier empresa, pero en especial para las startups.

La razón es que una empresa que nace lo hace con retos, y esa historia de superación que se va formando termina resultando épica. No solo eso, sino que despierta la empatía del consumidor, que se siente orgulloso de apoyar a una nueva empresa y formar así parte de su historia.

 

4. Honestidad y emocionalidad

Cuando una empresa comienza su andadura, la coherencia entre lo que hace y lo que dice debe ser mayor. Es por ello que el branding de las startups no puede resultar engañoso o transmitir una imagen que, aunque atractiva, no es real.

El branding debe, por lo tanto, sostenerse en la propuesta de valor y no intentar construir una marca que no existe. En la era de la digitalización y de la información, este tipo de estrategias artificiosas terminan descubriéndose y condenando al fracaso a las marcas que no son auténticas ni cumplen con las expectativas creadas.

No olvidemos que el branding tiene el objetivo de conectar emocionalmente con el cliente. Si esa conexión está basada en falsedades, el rechazo del cliente será mayor. Por ejemplo, una de las grandes crisis de comunicación de Glovo ha sido el ver que sus riders no estaban en las mejores condiciones, cuando ellos prometían y presumían de hacerlo todo más fácil y ágil también para ellos. Una crisis de reputación (con consecuencias legales y económicas) de la que aún se están recuperando.

 

5. Un posicionamiento único, claro y diferente

La estrategia de diferenciación sostiene en gran medida el branding de las startups. Con un mercado en el que cada día surgen nuevas propuestas comerciales, las startups deben posicionarse como únicas.

En el caso de Glovo, su posicionamiento se basó en ofrecer un servicio de delivery 360. El cliente puede pedir cualquier producto desde la app, incluso de un establecimiento que no está directamente en Glovo.

Las startups, por lo tanto, deben hacer un buen estudio de su competencia y del mercado para encontrar los huecos y hacerlos suyos. El branding, lógicamente, debe reflejar esa originalidad.

 

6. Confía en una agencia de medios especializada para desarrollar el branding de tu startup

Afortunadamente, no son los fundadores de las startups los que deben abordar, en solitario, la creación de su branding.

Existen agencias de branding especializadas que se encargan del proceso con profesionalidad y experiencia en este sector.

Las decisiones que se toman en este proceso determinarán la identidad de la marca y el modo en el que está se presentará ante el público, los inversores o los competidores. Contar con el conocimiento para elaborar una estrategia efectiva y adecuada es vital para que la meta sea el éxito.

 

¿Eres una startup buscando crear un branding impactante? ¡Ponte en contacto con nosotros!